domingo, 27 de noviembre de 2011

Padres solteros y cine familiar

Awardsdaily.com: Una de las temáticas que más se repiten este año en los Oscar es la de padres solteros que hacen todo lo posible para llevarse bien con sus hijos. Esto es especialmente conmovedor en tres películas - "Moneyball", "The descendants" y "We bought a zoo". Y es aún más divertido cuando sabes que los tres hombres son George Clooney, Brad Pitt y Matt Damon, miembros de la mítica banda de los Oceans y tres de los hombres más sexys del mundo.

Las mujeres no figuran mucho en cualquiera de estas tres odas a la paternidad. Este año la carrera al Oscar no habla de mujeres. Sólo una película, "The help", trata sobre ellas. Y por eso mismo la película de Tate Taylor tiene tanta fuerza este año. Si no están en estado de coma, muertas o se han vuelto a casar, crían asesinos de masas ("We need to talk about Kevin"), no cuidan a sus hijos ("The help"), frustran la sexualidad de su primogénito ("J. Edgar"), o son un refugio de paz ante el padre dominante ("The tree of life"). La madre más fuerte hasta ahora es Emily Watson en "War Horse", pero esta película no tendrá probablemente la misma fuerza que otras de estas cintas en la carrera por mejor película. Tanto a "War Horse" como a "We Bought a Zoo" se les ha dado un toque más familiar, para que atraiga tanto a niños como a adultos. Lo que le hace a uno preguntarse lo grandes que habrían sido estas películas si hubieran dejado lugar para temas más adultos. "Hugo", en cambio, es una película familiar, pero no ha sido suavizada para los niños ni más fácil de digerir. Y por eso es una de las mejores películas de 2011.

Las historias acerca de padres solteros están de moda este año, porque casi todas las películas giran en torno a la interpretación de un actor de éxito. Ni siquiera hay presencia de mujeres para el amor o el sexo. Ninguno de los protagonistas tiene una relación amorosa plena - el amor se silencia en "The artist", y nunca se llega a dar en "The descendants", "Moneyball" o "We bought a zoo". Sólo una película explora la sexualidad femenina y lo hace muy bien. Hablamos de "A dangerous method". Los personajes masculinos están ahí para impulsar las motivaciones de la mujer protagonista, y no al revés, como es común ahora.

Pero las películas que funcionan en la taquilla son las películas familiares, las de dibujos animados y la que se basan en cómics. Y eso es una vergüenza. No es que esas películas no sean buenas. Lo triste es que la industria sólo actúe en función del beneficio.Cada día es más difícil encontrar películas para adultos. Esa es una de las razones por las que "Shame" se diferencia del resto. En Europa y otros países extranjeros la industria no se vuelca sólo en entretener a los adolescentes. La idea de la película familiar en la carrera de Oscar no es nada nueva, y ha estado presente durante muchas décadas. Es sólo que ahora añoro las épocas en que eso no era un requisito. Tal vez sea momento de no dar ya tanta relevancia a la taquilla.


Así que si ya es difícil que se hagan películas normales que atraigan a un público adulto, es mucho más difícil hoy en día encontrar películas protagonizadas por un rol femenino, con personajes completamente desarrollados y que sean madres y más cosas. Ese podría ser el motivo por el que este año se presenta como se presenta, y por el cual la gente espero reconozca lo realmente raro que es el éxito de "The Help", a pesar de su política, a pesar de su imagen.

Mientras tanto, disfruto de estos hombres, estos padres solteros que lloran, estos súper-héroes que quieren salvar el mundo y hacerlo un lugar mejor. Los tres lo hacen a su manera. Clooney en The Descendants está ahí para sus hijos al final, y se compromete a preservar su futuro preservando su patrimonio. En We Bought a Zoo, Matt Damon estará ahí para sus hijos, trabajando duro para llegar hasta ellos, y está construyendo un refugio al mismo tiempo. En Moneyball, el Billy Beane de Pitt sacrifica su futuro puesto de manager, mucho mejor pagado, sólo para poder estar con su hija, verla crecer, y también para quedarse con el equipo con el que creció. Esa clase de lealtad en un deporte movido por los beneficios es extraña. Extraña como Jimmy Stewart en It’s a Wonderful Life. George Bailey sacrificó sus planes de viajar por el mundo para quedarse en Bedford Falls, encargarse del viejo Building and Loan y estar ahí para los suyos. Tal vez no fuera el hombre más grande de la historia pero fue, según todos, el hombre más rico de la ciudad.

3 comentarios:

Noto recelo y publicidad para The help ¿desde cuando la basura se promociona?

Bueno, Charlie Cheen, no se donde hayas estado, pero la basura lleva años siendo promocionada. Hay gente que se especializa especialmente a hacer quedar bien a la basura. Y no, no es broma o sarcasmo, hablo en serio.

Por cierto, que para mi The Help no es una basura, solo una buena película, sin llegar a más.

de todas las peliculas que tienen posibilidades , de momento la unica que he visto a sido the help , y la verdad esa pelicula tiene de basura lo que yo de monja. Es una historia sobre el racismo y como lo afrontavan las mujeres negras sin dejarse amilanar por los blancos.

Publicar un comentario en la entrada